Los gases de la barriada de Coria de Río tienen gasolina y se trabaja para descartar suelos contaminados

La Junta Local de Seguridad, que se ha reunido ya por tercera vez con este asunto, apunta la necesidad de seguir profundizando en la causa del problema
|


Coria 1


El alcalde de Coria del Río, Modesto González (PA), ha presidido la Junta Local de Seguridad para analizar la evolución del problema de los olores que emanan del subsuelo de la barriada Guadalquivir, así como las conclusiones de los estudios y datos arrojados por las analíticas realizadas, que apuntan a que estos gases estarían integrados por gasolina y "probablemente también gasoil".


Tras ponerse en común el trabajo del último mes y los avances de las medidas adoptadas por Emasesa, Aljarafesa, la Agencia de Medio Ambiente y la Universidad de Sevilla, así como del resto de administraciones implicadas en la resolución de la situación, se ha subrayado la necesidad de "seguir profundizando y estrechando el cerco sobre el foco y la causa del problema tal y como se está haciendo hasta ahora", según informa el Ayuntamiento coriano en un comunicado.


En cuanto a los compuestos contaminantes, se indica que ya están determinados los elementos que aparecen en la red de saneamiento y en el ambiente, según las analíticas repetidas con frecuencia. Así, se trata de gasolina y "probablemente también de gasoil", a la par que se descarta decididamente los primeros compuestos barajados, como eran fenol y dimetilacetamida, "si bien es cierto se hallaron en el primer análisis pero no han vuelto a detectarse en las siguientes analíticas, que han sido muy frecuentes". De este modo, la Junta Local de Seguridad, que se ha reunido ya por tercera vez con este asunto, apunta la necesidad de seguir profundizando en la causa del problema e, incluso, en que se descarte la posibilidad de suelos contaminados en la barriada, "aunque los datos apunten a otra dirección".


El alcalde ha asegurado que la situación está evolucionando hacia una resolución y ha recordado que el sellado hidráulico que ha realizado Emasesa ha resultado "un acierto porque ha permitido el acotamiento de la barriada por secciones, apuntando cada vez con más precisión hacia el foco que parece ser que se encuentra en torno al emisario de Aljarafesa, fuera de la barriada". Igualmente, recuerda que ha permitido concretar que se trata de "gases volátiles que se van moviendo y que hacen inevitable episodios de olor". "A pesar de ello, ha dicho, el problema está evolucionando mucho y cerrando el círculo, acercándose cada vez más a la causa, aunque todavía no existan pruebas que puedan concretarla", agrega.

Modesto González ha dicho que "se está trabajando ininterrumpidamente desde hace cuatro meses", y aunque reconoce las molestias que los olores están ocasionando a los vecinos y que se están dilatando demasiado en el tiempo, ha asegurado que "se van a resolver". Asimismo, ha pedido a todos "responsabilidad y tranquilidad para encontrar una solución definitiva al problema".


Además, ha exigido "a los que están creando alarmismo y tratando el problema con exageración" que dejen de intentar "entorpecer y crispar" a los vecinos porque "todos deberíamos tirar en la misma dirección y sumar esfuerzos para resolver el problema y no intentar restar y torpedear". Insiste en que, cuando se trata de gases que se mueven a lo largo de kilómetros de redes de saneamiento, "no resulta fácil la solución y requiere de mucho trabajo y paciencia por parte de los afectados". Respecto a éstos, ha recordado que la Delegación de Salud asegura que "están siendo tratados y que presentan síntomas leves que no constituyen un peligro para la salud".


Por su parte, José Morillo Aguado, doctor ingeniero industrial y profesor de Tecnología del Medio Ambiente de la Universidad de Sevilla, ha corroborado todo el trabajo, estudios y analíticas que se han venido realizando, así como la coordinación de las entidades y administraciones implicadas por parte del Ayuntamiento desde el principio. Ha coincido en el acierto de las medidas adoptadas por Aljarafesa y Emasesa, mientras que ha confirmado que la multitud de analíticas en las aguas de la red de saneamiento y estudios de emisión atmosférica apuntan a las dos sustancias mencionadas, gasolina y probablemente gasoil. A partir de ahora, proseguirán las dos líneas de investigación para conocer la causa: suelo contaminado anexo a la red de saneamiento cuyos compuestos volátiles puedan estar atravesándola o un vertido líquido cuyos datos técnicos apuntan estaría fuera de la barriada.