El Ayuntamiento continúa con la plantación de árboles con nuevos ejemplares en calles del Distrito Triana

​Alfarería, Alvar Núñez, Alvarado, Betis, Castilla y entorno del Basílica del Cachorro, Conde de Bustillo, Esperanza de Triana o la Ronda de Triana son algunas de las calles, junto con otras zonas de Cartuja
|


Triana


El Ayuntamiento de Sevilla, a través de la Delegación de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo, prosigue con su campaña de plantación de árboles 2017-2018 en unos mil alcorques vacíos en el viario público de la ciudad. Ayer se realizó el acto simbólico de la colocación de nuevos naranjos en el entorno del parque infantil existente en Ronda de Triana esquina con la calle José María del Campo, dentro de la programación de plantaciones prevista por el Servicio de Parques y Jardines en el Distrito Triana.



El acto lo han protagonizado miembros la delegada del Distrito, Carmen Castreño, el director general de Medio Ambiente y Parques y Jardines, Adolfo Fernández, y vecinos y vecinas de esa zona. “Serán 15 las calles o los espacios públicos del barrio de Triana que entran en la programación de plantaciones en la capital hispalense, que arrancó en octubre pasado y continuará hasta marzo”, ha señalado Castreño. Naranjos, sóforas, plátanos, jacarandas, brachichitos y ligustrum son las principales especies escogidas para este distrito, ha concretado Fernández.



Alfarería, Alvar Núñez, Alvarado, Betis, Castilla y entorno del Basílica del Cachorro, Conde de Bustillo, Esperanza de Triana, Ronda de Triana, Torres Alarcón o Plaza de Chapina son algunas de las vías de Triana donde se están desarrollando los trabajos de plantaciones, a las que hay que sumar el Jardín Americano o la Avenida de Carlos III, en Cartuja. Carmen Castreño ha incidido en la “firme apuesta” del actual gobierno de la ciudad por recuperar arbolado que se ha perdido durante los últimos años. Será un trabajo escalonado que llegará a todos los distritos hasta marzo de 2018, cuando concluyen las tareas por la llegada de las altas temperaturas, que lógicamente desaconsejan las plantaciones.



Estas forman parte de una nueva estrategia del arbolado en la ciudad, en la que se ha llevado a cabo una selección de las especies con el objetivo de no incurrir en los problemas surgidos en otras etapas en la ciudad y con una apuesta por un modelo en el que haya gran biodiversidad y diferentes especies. En la elección, asimismo, se han tenido en cuenta las especies que proporcionan mejor resultado, sobre todo de resistencia y de adaptación a la climatología de la capital, y que produzcan menos alergias. Las mil plantaciones previstas se están llevando a cabo en todos los distritos de la ciudad como una primera fase, que se ampliará a partir de otoño del próximo año, al entrar en vigor el nuevo contrato de gestión de las zonas verdes y el arbolado ya adjudicado.