La Guardia Civil detiene a cuatro personas acusadas del robo de 18 vehículos en Bormujos

Su 'modus operandi' consistia en forzar coches de trabajadores y robar las herramientas mientras los dueños descansaban en establecimientos hoteleros 'low cost'
|


Guardiacivil


Componentes del área de investigación de la Guardia Civil de San Juan de Aznalfarache (Sevilla) han detenido a cuatro personas por robar en el interior de 18 vehículos en la localidad de Bormujos, consistiendo su 'modus operandi' en forzar coches de trabajadores y robar las herramientas mientras los dueños descansaban en establecimientos hoteleros 'low cost'. Según ha informado la Benemérita en un comunicado de prensa, los agentes comenzaron una investigación tras detectar un aumento en los dos últimos meses de robos en el interior de vehículos en horario nocturno, de lunes a jueves, ambos inclusive.



Los robos se cometían siempre en las inmediaciones de hoteles de Bormujos y los vehículos forzados pertenecían a personas que temporalmente se encontraban trabajando en la provincia y se alojaban en los mencionados hoteles, por lo que, al finalizar su jornada laboral, dejaban estacionados los coches cargados de las herramientas propias de sus profesiones en las calles aledañas al lugar donde se alojaban. Los autores de los robos, tras forzar cerraduras o romper lunas, sustrajeron gran cantidad de herramientas entre los meses de septiembre y noviembre, cometiendo un total de 18 robos.



Recientemente, se estableció un servicio de vigilancia en una calle de Bormujos donde estaban estacionados varios camiones y furgonetas comerciales, objetivo de los ladrones. De madrugada, los agentes vieron que se acercaba a escasa velocidad un coche ocupado por cuatro individuos que observaban con detenimiento todos los vehículos comerciales estacionados en la calle.



En un momento dado, este coche se paró justo detrás de un camión y se bajó uno de los ocupantes, que se dirigió hacia la puerta trasera y comenzó a manipular la cerradura, momento en el que uno de los individuos que se encontraba en el interior del coche se percató de la presencia de la Guardia Civil y alertó al que manipulaba la cerradura, el cual se introdujo rápidamente en el turismo y huyeron.


Los agentes siguieron a los sospechosos, sin perderlos en ningún momento de vista, hasta que fueron interceptados por una patrulla de la Guardia Civil, que procedió al registro del vehículo, localizando en su interior un mazo, un martillo rompe cristales, una linterna, un  destornillador, unas tijeras y varios guantes, instrumentos usados para la comisión de los delitos.


Finalmente, los agentes detuvieron a los cuatro sospechosos, en concreto M.S.J., de 23 años y vecino de Leioa (Vizcaya); E.A.F., de 32 años y vecino de Dos Hermanas; J.M.H., de 19 años, y M.F.C.Q., de 35  años, ambos vecinos de Sevilla, a quienes se imputan 18 delitos de robo con fuerza en las cosas en interior de vehículos.