Ante el desencuentro entre patronal y sindicatos se convoca protesta ante el Alfonso XIII

Dada la situación que atraviesa la negociación del nuevo convenio colectivo, truncada después de que fuese anunciado un "principio de acuerdo"
|


Fotonoticia 20171107113941 640



Las uniones provinciales de CCOO y UGT prevén celebrar el viernes de esta semana un acto de protesta ante el hotel Alfonso XIII, buque insignia del turismo local hispalense, como consecuencia del nuevo bloqueo que sufre la negociación del convenio colectivo del sector de la hostelería de la provincia de Sevilla, según ha informado a Europa Press la secretaria general de Servicios de CCOO-Sevilla, Pepa Cuaresma.


La portavoz sindical ha expuesto que los sindicatos mayoritarios han acordado celebrar una protesta "cada viernes", comenzando esta semana con una movilización a celebrar entre las 11 y las 13 horas ante el hotel Alfonso XIII, toda vez que el viernes siguiente, la protesta sería celebrada frente al hotel NH Collection.


Es más, Pepa Cuaresma ha manifestado que dada la situación que atraviesa la negociación del nuevo convenio colectivo, truncada después de que fuese anunciado un "principio de acuerdo" entre la patronal de la hostelería y los sindicatos, las centrales sindicales no descartan promover "una huelga" para el puente de diciembre, cuando coinciden las festividades del día de la Constitución y del día de la Inmaculada Concepción.


No obstante, ha expuesto que para el jueves de esta semana hay prevista una reunión entre los sindicatos y el delegado territorial de Economía y Empleo de la Junta de Andalucía en Sevilla, Juan Borrego, a la que están convocadas las patronales de la hostelería y de los hoteles, en un intento de salir del atolladero en el que se ha convertido la negociación del nuevo convenio provincial del sector.


EL NUEVO CONVENIO DE HOSTELERÍA


Y es que tras meses y meses de negociación y no pocos desencuentros entre los sindicatos y las patronales, recientemente se anunciaba al fin un principio de acuerdo para el nuevo convenio colectivo de la hostelería. Según Pepa Cuaresma, este principio de acuerdo contemplaba un nuevo convenio de tres años de duración, una subida salarial del 6,4 por ciento a desarrollar durante tres años que sería del 9,4 por ciento en el caso de las camareras de piso y un incremento de categoría profesional para este colectivo, para adecuarlo gradualmente al acuerdo marco estatal de hostelería.


Además, y siempre según esta portavoz de CCOO, en el preacuerdo figuraba una cláusula que a partir de 2019, obligaría a aplicar el convenio de hostelería a las empresas subcontratadas por los negocios del sector y que contasen con trabajadores de las categorías de camareras de piso, camareros y camareras de restaurante y ayudantes.


Pero días después, la patronal del sector manifestaba que aunque el principio de acuerdo fue "ratificado por las juntas directivas de las dos organizaciones empresariales, la Asociación de Hoteles de Sevilla y Provincia y la Asociación Empresarial de Hostelería de Sevilla", el documento había sido "rechazado" en la asamblea de delegados de hostelería de CCOO, que ostenta la representación mayoritaria de los trabajadores del sector.


"EN EL TIEMPO DE DESCUENTO"


"Llegados a un punto de preacuerdo que ha costado más que nunca alcanzar, CCOO pretende ampliar ahora las pretensiones que ha negociado, lo que hace inviable la firma del convenio". "Un cambio significativo que ahora, en el tiempo de descuento, quieren hacer pasar por un tema menor, de interpretación", criticaba la patronal.


Carlos Aristu, secretario de Acción Sindical de CCOO de Sevilla, exponía de su lado a Europa Press que después de aquel principio de acuerdo, la "redacción final" elaborada por los empresarios para el nuevo convenio "no recoge" estrictamente los términos acordados, especialmente en lo relativo a los servicios externalizados. "Ha sido un intento de engaño. Han intentado colárnosla y por eso la asamblea de delegados ha decidido no firmar el texto", aseguraba.