Mairena del Aljarafe pone en marcha su Plan para Fomento del Comercio de Barrio

​El proyecto consiste en conocer el tejido comercial de la localidad, barrio a barrio, para después realizar un análisis y proponer las actuaciones que más impacto tienen en los ciudadanos
|

Fotonoticia 20171004180514 640


El Ayuntamiento del municipio sevillano de Mairena del Aljarafe ha puesto en marcha su Plan para el Fomento del Comercio de Barrio, con el objetivo de asistir a los pequeños negocios locales para que puedan seguir contribuyendo a la creación de riqueza, al empleo y al desarrollo económico del municipio", tal y como ha anunciado el concejal delegado de Desarrollo Económico, Pablo León. En palabras de León, "el Ayuntamiento debe hacer todo lo que esté en su mano y poner en marcha ideas nuevas para que el reinicio de la actividad económica llegue a los comercios de barrio, porque son garantía de un desarrollo justo y sostenible de Mairena".


Para cumplir el objetivo del Plan para el Fomento del Comercio del Barrio, se fomentará la creación de asociaciones de comerciantes, de redes de compra para abaratar costes, de bonos para los comercios y de eventos públicos que tengan a los emprendedores de Mairena como protagonistas para que puedan promocionarse. Según explica el Consistorio en un comunicado, antes de iniciar este tipo de actividades, es necesario conocer el tejido comercial de Mairena del Aljarafe, barrio a barrio, para posteriormente realizar un análisis del comercio de proximidad y proponer las actuaciones que más impacto tienen en la economía y la sociedad mairenera. El primer paso es la elaboración de un diagnóstico de situación del comercio de proximidad, así como un censo en cada uno de los barrios de la localidad. 


En esta tarea, el Consistorio irá visitando los negocios de barrio uno a uno para presentarles el proyecto y recabar datos útiles para su promoción. El Ayuntamiento, al mismo tiempo, creará foros para la participación activa de los comerciantes, con idea de que su propia experiencia sea fundamental. Seis encuestadores, un técnico de mercado y un informático se encargan ya de estos primeros trabajos.