El Centro de Salud 'Nuestra Señora del Castillo' de Lebrija recibe el Distintivo de calidad contra el dolor crónico

Esta insignia es un reconocimiento a las actuaciones puestas en marcha por los profesionales de este hospital para la mejora de la atención para las personas afectadas
|

Fotonoticia 20170908133319 640


El Centro de Salud 'Nuestra Señora del Castillo' de Lebrija, perteneciente al Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, ha obtenido el distintivo 'Centros contra el Dolor' que otorga la Agenda de Calidad Sanitaria de Andalucía. Según detalla la Junta de Andalucía en un comunicado, dicha distinción corresponde a la modalidad de 'Dolor crónico', convirtiéndose en el segundo centro de salud de atención primaria de esta área sanitaria en recibirla como reconocimiento al compromiso de sus profesionales con su abordaje y tratamiento. Le precede el Centro de Salud 'Nuestra Señora de Las Nieves' de Los Palacios y Villafranca, acreditado en dolor crónico en 2015. 


En este marco, señala que el dolor supone un problema de alta prevalencia e impacto, no sólo sobre los ciudadanos que lo padecen, sino también sobre la sociedad y el sistema sanitario. Al respecto, esta concesión forma parte de las líneas estratégicas del Plan de Andaluz de Atención a las Personas con Dolor diseñado por Consejería de Salud que, entre otras actuaciones, facilita a los centros sanitarios una serie de criterios y estándares a partir de los cuales poder guiarse para reforzar la calidad de la atención que se presta a una patología con gran incidencia entre la población. 


El proceso de obtención de este distintivo de la sanidad pública andaluza recoge cuatro situaciones en el entorno sanitario: dolor perioperatorio, crónico, el asociado a procedimientos y el dolor del ámbito de las urgencias y emergencias. Cada una de estas categorías cuenta con unas recomendaciones diseñadas por la ACSA, que se estructuran en diversos apartados, tales como: la información, el seguimiento y la educación del paciente, la formación de los profesionales, la evaluación sistemática del dolor, el proceso asistencial, la documentación y el registro, y el análisis de resultados. 


En este sentido, el citado distintivo es un reconocimiento a las actuaciones puestas en marcha por los profesionales de este centro para la mejora de la atención a las personas con dolor. Se premia el enfoque clínico que sus profesionales hacen del dolor crónico a través de un trabajo de protocolización para su abordaje y tratamiento, basándose en estudios y evidencias científicas. A través de esta iniciativa, se ha evaluado la implantación y el cumplimiento de las recomendaciones clave para su puesta en marcha e identificado los elementos para dar sostenibilidad a las mejoras.


La Agencia de Calidad también ha valorado que el centro cuenta con herramientas y procedimientos para identificar a las personas que sufren dolor y ansiedad, facilita información a los pacientes sobre su proceso con el acompañamiento de documentos informativos y se implica en la formación profesional en este ámbito para promover el abordaje integral biopsicosocial de los pacientes con dolor junto al uso seguro de la medicación. Todo ello garantizando también la continuidad asistencial en las personas con dolor.