La Diputación anuncia un nuevo Fondo Extraordinario de Anticipos Reintegrables para Mancomunidades y Consorcios

​Este nuevo plan, dotado con 70 millones de euros, el presidente del organismo provincial ha destacado que sigue siendo una herramienta financiera para los Ayuntamientos
|

1200pxDiputacin de Sevilla 1


El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, ha presentado una nueva edición del Fondo Extraordinario de Anticipos Reintegrables (FEAR) que, con una dotación de 70 millones de euros, abre sus puertas este año 2017 a la participación de las Mancomunidades y Consorcios de la provincia que tengan suscrito convenio de colaboración con el Organismo de Asistencia Económica y Fiscal (Opaef) de la Institución Provincial.


Con un cambio en el tipo de solicitudes por parte de las entidades locales, que si antes necesitaban ayuda para el pago de nóminas ahora utilizan el Fondo para refinanciar deuda o para inversiones en sus municipios, Villalobos ha destacado que 'el FEAR ha sido y sigue siendo una herramienta financiera imprescindible para los Ayuntamientos, sobre todo para los de menor capacidad económica y de gestión'. El mandatario provincial ha presentado las novedades del FEAR 2017 recordando que se trata de 'nuevos servicios financieros a los Ayuntamientos, y ahora también a Mancomunidades y Consorcios, desde ese afán de dar servicio a la provincia que tenemos desde la Diputación de Sevilla'.


CAMBIOS Y MEJORAS


'Con respecto a la convocatoria 2016 -ha dicho el presidente provincial- el FEAR trae importantes novedades en cuanto a su contenido, porque se amplían el objeto y el ámbito de aplicación; todo ello manteniendo una dotación económica de 70 millones de euros y el compromiso de ponerlo en marcha este mes'. La convocatoria para este año contiene seis líneas de actuación, dos más que el pasado año. Éstas son los préstamos de mandato, la primera; para préstamos a largo plazo, la segunda; refinanciación de operaciones de crédito a largo plazo, la tercera; cancelación de deuda fraccionada con la Agencia Tributaria Estatal (AEAT) o la Seguridad Social (SS), la cuarta; la quinta, para operaciones de tesorería; y la última, para conversión de deuda desde el corto al largo plazo.


'La novedad dentro de estas seis líneas -explica Villalobos- es que introducimos la sexta como opción totalmente nueva, enfocada a convertir deuda de corto plazo que tienen los Ayuntamientos actualmente para pasarla a operaciones de crédito a largo plazo, dentro de los términos que establece la Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2017. Esto demuestra que el FEAR está vivo y se adapta a las necesidades reales de los Ayuntamientos'.


La separación en dos líneas independientes de la refinanciación de operaciones a largo y de deudas con la AEAT y con la SS, supone otra de las principales novedades de esta edición del FEAR. 'Ahora la línea tres queda destinada exclusivamente a la refinanciación de operaciones a largo plazo suscritas con anterioridad por las entidades locales -aclara el presidente- mientra que en la línea cuatro sacamos aparte la refinanciación de las deudas que los Ayuntamientos tienen con la Agencia Tributaria y con la Seguridad Social'.


La que era línea cuatro en la edición 2016, pasa ahora al puesto cinco, con objeto definido para la solicitud de operaciones de tesorería, o lo que es lo mismo, préstamos a corto para salvar incidencias puntuales de tesorería en las arcas municipales; y la línea seis, la ya citada para convertir deuda vigente a corto y pasarla a largo plazo. Otra innovación del FEAR 2017 está en su nuevo ámbito de aplicación. Según ha comentado el presidente de la Diputación de Sevilla 'respondemos con ello a una vieja aspiración de las Mancomunidades y Consorcios -con convenio vigente en el Opaef- de esta entidades que hasta ahora no podían beneficiarse de este Fondo Extraordinario'.


CRECIMIENTO EXPONENCIAL DEL FEAR


En cuanto a la dotación económica de esta herramienta a coste cero puesta en marcha por la Institución Provincial hace ahora once años, Villalobos ha destacado que 'el FEAR ha crecido de manera exponencial, pues hemos incrementado las cuantías año tras año; no en vano, mantenemos los 70 millones a los que ya llegamos en 2016, una cantidad que multiplica por 1,5 la dotación de 2015, que fue de 50 millones; por siete la de 2012, que fue de diez millones); y multiplica por veinte la cantidad de la primera edición de 2007, que ascendía a 3,5 millones de euros'.


Desde la edición del primer FEAR en 2007 hasta la última de 2016 han sido '208 millones de euros a coste cero -remarca el presidente provincial- los que se han concedido a los Ayuntamientos, con un crecimiento espectacular en las cuantías concedidas a lo largo de los años, porque de los 3,5 millones concedidos en la primera edición hemos pasado a los 52,6 millones de euros otorgados en la edición de 2016. Estamos hablando de un crecimiento del 1.500 por ciento'. Según ha explicado Villalobos, se han multiplicado las cantidades concedidas por quince en un intervalo de diez años, 'con el importante plus de todo el ahorro financiero generado con ello, pues desde los municipios no han tenido que gastar en pagar intereses, y este coste cero de nuestras ayudas económicas ha supuesto un ahorro total de 26,4 millones de euros para los Ayuntamientos'.


MAYOR COHESIÓN Y EQUILIBRIO TERRITORIAL


El mandatario provincial ha desgranado los datos que demuestran cómo la Diputación de Sevilla vela también a través del FEAR por la cohesión y el equilibrio territorial, 'que es nuestra razón de ser'. 'De los 102 millones puestos a disposición de los Ayuntamientos en las ediciones 2015 y 2016 -ha explicado-, 66 millones de euros -el 65 por ciento- se concedieron a municipios de menos de veinte mil habitantes; además, 33 de esos 66 millones -el 50 por ciento- se repartieron entre municipios de menos de diez mil habitantes, que son los de menor capacidad económica y de gestión'.


Los datos más concretos de la distribución de estos 102 millones son los siguientes: 16 millones para municipios de menos de cinco mil habitantes; 17 millones de euros para los que tienen entre cinco y diez mil habitantes; 33 millones, para los de entre diez mil y veinte mil habitantes; y 36 millones para las localidades de más de veinte mil habitantes.

'Esto se traduce -según resumen Villalobos- en que dos de cada tres euros del FEAR en este mandato han ido a parar a los Ayuntamientos de menos de veinte mil habitantes; lo mismo que el ahorro financiero, porque de los 6,9 millones de ahorro, el 65 por ciento, es decir, 4,3 millones de euros ha beneficiado a los municipios de menos de veinte mil habitantes'.


Por los contenidos solicitados o líneas, la más demandada de este mandato ha sido la de refinanciación de deuda, tanto de préstamos a largo ya suscritos como con la AEAT y la SS, con casi un 50 por ciento del total de ayudas concedidas, y un ahorro financiero en consecuencia de cinco millones de euros -un 73 por ciento del total-. De igual modo, destaca un repunte de la línea dedicada a las inversiones, que se sitúa en el veinte por ciento de las cantidades solicitadas. 'Estoy seguro -ha concluido el mandatario provincial- que si los FEAR no hubieran existido, probablemente los Ayuntamientos no habían podido disponer de la financiación a coste cero que les permitiera pagar nóminas, acometer inversiones y saldar deudas ahorrando a la vez 26,5 millones de euros, en una década tan difícil como la que hemos atravesado'.