Diputación desestima las alegaciones de los sindicatos a los estatutos del Consorcio de Bomberos

Los grupos discrepan otra vez en torno a la figura del número de voluntarios, a la que IU solicita que se contraten unos 130 efectivos más
|

17992105 1348088545285806 5765851732480447729 n


El pleno de la Diputación de Sevilla, reunido este jueves en sesión ordinaria, ha desestimado con el voto a favor del PSOE, IU-CA y Cs y la abstención del PP y Participa, las alegaciones promovidas por el Sindicato Andaluz de Bomberos (SAB) y CCOO contra los estatutos del nuevo Consorcio Provincial de Bomberos, que de tal modo han quedado definitivamente aprobados. La institución da así otro paso más para activar la mencionada entidad, con un debate plenario nuevamente marcado por la figura de los bomberos voluntarios.


El pasado mes de junio, la Diputación firmaba con los representantes de 16 ayuntamientos el convenio fundacional del nuevo Consorcio Provincial de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento, promovido por la institución para optimizar la gestión y coordinación del Sistema de Bomberos de la Provincia, dividido entre los parques y plantilla dependientes directamente de la Diputación y los adscritos a los ayuntamientos, que reciben subvenciones por parte de la institución provincial para financiar sus efectivos, dotaciones e instalaciones.


En ese sentido, el propio presidente de la institución, Fernando Rodríguez Villalobos, manifestaba meses atrás a Europa Press que el proyecto contaba con el “OK” de unos 65 municipios que habían comunicado su pretensión de adherirse al mencionado consorcio. Villalobos, más recientemente, ha precisado que de las 104 localidades de la provincia, 33 ayuntamientos “no han podido decidir si quieren o no participar” en el Consorcio al tener delegadas sus competencias sobre salvamento y extinción de incendios en la Mancomunidad del Aljarafe. 


Otros 30 tampoco podrían al estar inmersos en planes de ajuste, y otros municipios con más de 20.000 habitantes habrían optado por seguir prestando el servicio ellos mismos, contando de hecho con competencias para ello. No obstante, el presidente de la institución llamaba a no centrarse en el número de municipios inicialmente adheridos, defendiendo que el Consorcio Provincial de Bomberos nace como “semilla de éxito”.


DE NUEVO AL PLENO


Ya este jueves, y en paralelo, el pleno de la institución ha debatido la propuesta de desestimar las alegaciones promovidas por el SAB y CCOO contra el documento inicial de los estatutos que regirán el funcionamiento del Consorcio Provincial de Bomberos. La desestimación de tales alegaciones ha prosperado con el voto a favor del PSOE, IU-CA y Cs y la abstención del PP y Participa, con lo que los estatutos han quedado aprobados ya de manera definitiva.


Durante el debate plenario, todas las fuerzas políticas han apoyado la creación del mencionado Consorcio Provincial de Bomberos para la organización y gestión del sistema de bomberos de los municipios, si bien nuevamente han discrepado respecto a la figura de los bomberos voluntarios, cuyas funciones están especialmente restringidas por la regulación en la materia.

Los aproximadamente 210 bomberos voluntarios que forman parte del Sistema Provincial de Bomberos, adscritos a los ayuntamientos, constituyen el 37,5 por ciento del total de efectivos del servicio, toda vez que los sindicatos reclaman un mayor número de bomberos funcionarios en detrimento de esta figura y precisamente en ese sentido habrían ido sus alegaciones, finalmente desestimadas.


Al respecto, Julián Moreno, portavoz de Participa, se ha manifestado directamente en contra de la figura de los bomberos voluntarios, sobre todo porque “ni son bomberos ni son voluntarios”, mientras por IU-CA, José Antonio Cabrera, ha llamado a “reducir” el número de efectivos ligados a esa figura, al objeto de que los bomberos voluntarios se limiten a “labores auxiliares no retribuidas bajo supervisión de los funcionarios”.


IU PIDE 130 BOMBEROS FUNCIONARIOS MÁS


A tal efecto, ha señalado que para cubrir con funcionarios todas las plazas de bombero que necesitará el nuevo consorcio, será necesario incorporar a “unos 130 efectivos”, con un coste de más de cuatro millones de euros. Por eso, ha reclamado compromiso presupuestario a la institución provincial.


Javier Millán, por C’s, ha apoyado la figura del Consorcio Provincial de Bomberos, pidiendo “celeridad” en su activación y criticando la “escasez de medios” que afrontan los bomberos en la provincia. Ha señalado, especialmente, las carencias de los bomberos de la Mancomunidad del Aljarafe, cuyo conflicto laboral se remonta a años atrás.


Por el PP, Carolina González Vigo ha defendido el papel del PP en el nacimiento del consorcio, porque “el sistema provincial de bomberos hace aguas”, y ha advertido de que las alegaciones del SAB y CCOO son una sola y que la Diputación aboga también por la “funcionarización” del servicio de bomberos. Señalando la paulatina creación de nuevas plazas de bombero funcionario, Argota ha reconocido que “no está todo hecho”, pero ha llamado a huir de las “exageraciones” y ha defendido que la creación del Consorcio de Bomberos avanza “pasito a pasito”.