CCOO pide abrir un foro entre administraciones, empresarios y sindicatos para abordar la jornada intensiva

El sindicato exige responsabilidad a las partes implicadas para frenar las infracciones que se están cometiendo en cuanto al horario de verano
|


Fotonoticia 20160717104937 640


CCOO de Sevilla ha pedido que se convoque una reunión en la que estén representados los sindicatos, la patronal de la construcción (GAESCO), la Inspección de Trabajo, la Junta de Andalucía y la subdelegación del Gobierno para abordar de forma inmediata los incumplimientos en la jornada intensiva de la construcción que ya han costado la vida de un trabajador en la provincia de Sevilla.



Y es que el sindicato avisa de que la jornada intensiva en la construcción se está incumpliendo en Sevilla de forma sistemática en muchas obras, tanto grandes como pequeñas. CCOO está constatando a través de llamadas diarias de trabajadores y trabajadoras y de visitas de delegados sindicales a los tajos las duras condiciones en las que muchas personas se ven obligadas a trabajar en días de altas temperaturas.


El sindicato denunciará estos incumplimientos ante la Inspección de Trabajo, continuará presentándose como acción popular en los casos de muerte de trabajadores y trabajadoras y, además, llevará a los juzgados por la vía penal a los empresarios y empresarias que sean responsables de los fallecimientos y a quienes por acción u omisión hayan sido cómplices.


El Sindicato ha exigido responsabilidades a los empresarios y a la patronal para que no incumplan la jornada intensiva buscando incrementar sus beneficios a costa de la salud y en algunos casos de la vida de los trabajadores y trabajadoras. Los empresarios y empresarias sin escrúpulos que obligan a empleados y empleadas a trabajar a más de 40º tendrán las manos manchadas de sangre si algo les ocurre.



CCOO de Sevilla ha pedido también a las administraciones y a la Inspección de Trabajo que no se pongan de perfil en este asunto y que encaren el problema con interés y medios para solucionarlo.