CCOO colabora en que 15 niñas y niños saharauis pasen en Sevilla sus ‘Vacaciones en Paz’

Este jueves, el Sindicato ha recibido en su sede a una decena de niños y niñas, familias de acogida y representantes de ‘Vacaciones en Paz y del Frente Polisario.
|

Unnamed 232


Un total de 15 niñas y niños saharauis están pudiendo pasar el verano en Sevilla gracias a la colaboración de miembros de CCOO con el proyecto ‘Vacaciones en Paz’. El Sindicato, a través de la Unión Provincial, sindicatos provinciales como el de Pensionistas y Jubilados, Industria o Servicios a la Ciudadanía; secciones sindicales como las de Telefónica, Canal Sur y comités de empresa como el de EMASESA; han colaborado de forma desinteresada con el proyecto ‘Vacaciones en Paz’.

El secretario general de CCOO de Sevilla, Alfonso Vidán, ha explicado que “muchos compañeros y compañeras de la Unión Provincial, sindicatos provinciales o secciones sindicales hemos participado con una aportación económica para facilitar que estos niños y niñas puedan pasar el verano en Sevilla con sus familias de acogida”. Al mismo tiempo Vidán ha avanzado que “nuestra idea es mantener esta colaboración con la asociación”.

La coordinadora del Programa ‘Vacaciones en Paz’ en Sevilla, Diana Fernández, ha explicado que “desde el año pasado establecimos un proyecto que se llama ‘Apadrina a un niño saharaui’ con el que pretendemos que a través de las donaciones de trabajadores y trabajadoras se financien los billetes de avión de los niños y niñas, porque su precio asciende a 600 euros y muchas familias tienen dificultades económicas”. “Unos ponen el dinero y otros el tiempo y la dedicación”, asegura.

Por su parte, el Abidin Bucharaya, delegado del Frente Polisario en Andalucía, ha querido “transmitir la gratitud y el reconocimiento del Frente Polisario a CCOO por su compromiso con los niños saharauis y con el proyecto ‘Vacaciones en Paz’ y otros proyectos humanitarios”. “La presencia de estos niños es el reflejo de que en el Sáhara seguimos viviendo un drama humano y un conflicto que no se ha solucionado. Nuestro objetivo es que nos concedan un solo día de democracia para poner punto y final a este conflicto. Hasta que eso no llegue seguirán viniendo niños y tendrán que seguirse organizando caravanas humanitarias”, asegura Bucharaya.

Según el Delegado del Frente Polisario en Andalucía “es muy importante traer niños aquí en verano no solo porque en el Sáhara se alcanzan temperaturas que oscilan entre los 46 y los 53 grados, sino porque además se educan en ser más tolerantes y se les da la posibilidad de perfeccionar el español, que es el segundo idioma oficial en el Sáhara, el único país del norte de África que lo sigue conservando”.