La cúpula dirigente de Mercasevilla aprueba no recurrir la sentencia absolutoria por la venta de suelos

​Esta decisión se ha adoptado sin ningún voto en contra y con la abstención de los representantes de Mercasa y la ausencia del representante del PP en el consejo de administración
|


Entradamercasevillasevilla644x362

El Consejo de Administración de Mercasevilla ha aprobado no recurrir la sentencia absolutoria del Juzgado de lo Penal número 13 en relación con la operación de la venta de suelos. Esta decisión se ha adoptado sin ningún voto en contra y con la abstención de los representantes de Mercasa y la ausencia del representante del PP en el consejo.


La decisión se ha adoptado tras encargar un informe jurídico al servicio de abogados Piñeyro García-Quillez que desaconseja la interposición de recurso. Así, según este documento firmado el 30 de junio de 2017 y remitido a todos los miembros del consejo de administración “se desaconseja la interposición de recurso de apelación”.


“Aun cuando prosperasen los errores en la valoración que denunciaríamos, entendemos que son escasas las posibilidades de que dichos elementos sirvan de soporte probatorio suficiente para la revocación de la sentencia absolutoria. Nos encontramos además con la posible condena en costas del recurso que se interponga en caso de ser desestimado puesto que a buen seguro los apelados así lo solicitarán y con la desatención del Ministerio Público en cuanto a, de una parte, interponer recurso, y de otra, la adhesión a un posible recurso de Mercasevilla”, recoge el informe encargado por Mercasevilla.


Durante el consejo de administración, la delegada de Relaciones Institucionales, Economía y comercio y presidenta de Mercasevilla, Carmen Castreño, ha dicho que “todos los esfuerzos deben centrarse en salvar y sacar adelante a la empresa pública”. “Para Mercasevilla la sentencia absolutoria es una buena noticia ya que constata que no hubo delito en una operación realizada en el seno de esta empresa y se restituye en parte la imagen de su gestión después de unos años muy difíciles”, defendía Castreño.


La delegada además incidió en la “decisión firme” del Ayuntamiento "de trabajar para salvar Mercasevilla" y en la “necesidad de que todas las partes se comprometan con el futuro de la empresa pública”. Hasta el momento, los representantes de Mercasa, ente dependiente del Gobierno central, ya bloquearon la operación de ampliación de capital prevista lo que provocó la entrada en concurso de acreedores.