Tres detenidos en Morón por un robo a punta de pistola tras el aviso de un policía fuera de servicio

El arma utilizada para llevar a cabo el robo con violencia fue intervenida por los agentes, que acreditaron que se trataba de una pistola, municionada con diez cartuchos del calibre 22, sin seguro y lista para abrir fuego
|

La Policía Nacional ha detenido a tres individuos acusados de robar 600 euros a punta de pistola a un grupo de personas en la localidad sevillana de Morón de la Frontera tras el aviso de un agente que se encontraba fuera de servicio. Los detenidos como presuntos autores de delitos de robo con violencia y tenencia ilícita de armas iban provistos de una pistola preparada para abrir fuego, de un silenciador y de un bate de béisbol y se apoderaron del dinero de sus víctimas y huyeron a bordo de un vehículo.


Moron


Según informa la Jefatura Superior de Andalucía Occidental en un comunicado, la rápida actuación policial y la colaboración de un agente libre de servicio que alertó a la Sala Operativa del 091 permitieron practicar las detenciones en "tiempo récord". Los hechos ocurrieron el pasado viernes por la tarde cuando un policía fuera de servicio observó a un grupo de personas que estaba discutiendo y como lo que parecía una desavenencia se tornó cada vez más violenta, por lo que alertó a la Sala Operativa del 091, que envió rápidamente a una pareja de agentes. Nada más llegar estos policías fueron requeridos por un grupo de personas que acababan de ser abordadas a punta de pistola por tres individuos y con violencia le habían sustraído 600 euros, huyendo del lugar a bordo de un vehículo de alta gama de color rojo.


UN ARMA PREPARADA PARA DISPARAR


Con los primeros datos obtenidos, los agentes establecieron un dispositivo por los alrededores para localizar el vehículo utilizado en la huida tras el robo con violencia y a sus ocupantes, lo que se consiguió en "tiempo récord". Tras varias batidas, los agentes dieron el alto policial al vehículo que coincidía con la marca y modelo aportada por las víctimas y que iba ocupado por tres individuos, uno de los cuales llevaba un arma corta en la parte delantera de la cintura.


El arma utilizada para llevar a cabo el robo con violencia fue intervenida por los agentes, que acreditaron que se trataba de una pistola, municionada con diez cartuchos del calibre 22, sin seguro y lista para abrir fuego. En la inspección realizada en el vehículo los agentes recuperaron el dinero robado, a falta de 20 euros, e intervinieron un silenciador del calibre 22 y un bate de béisbol de aluminio, bridas, cinta americana y guantes. Los tres detenidos por delitos de robo con violencia y tenencia ilícita de armas fueron puestos a disposición judicial en el marco de un operativo llevado a cabo por el grupo de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Morón.