El Ayuntamiento acomete obras para garantizar la accesibilidad en la Plaza de San Román en Casco Antiguo

​A esta intervención se ha destinado un presupuesto de 25.572 euros por parte del Distrito, donde el alcalde Juan Espadas, supervisa estas obras, a las que seguirá una segunda fase en el entorno
|

El Ayuntamiento de Sevilla, a través del Distrito Casco Antiguo en coordinación con la Gerencia de Urbanismo, está acometiendo obras de mejora de la accesibilidad en la Plaza de San Román, con un presupuesto global de 25.572 euros, IVA incluido, y que incluyen la plantación de arbolado. “Se trata de la primera fase de actuación en este entorno, dado que abordaremos posteriormente la reurbanización del resto de la plaza, la calle Peñuelas y aledañas, que conformarán una segunda fase en la que ya estamos trabajando”, ha comentado el alcalde, Juan Espadas.


Plaza San Romu00e1n


El regidor hispalense ha realizado una visita de supervisión a las obras en compañía del delegado del Distrito Casco Antiguo, Juan Carlos Cabrera, y responsables de la empresa adjudicataria. “Sin duda, la Plaza de San Román ganará para el disfrute de los vecinos y las vecinas y también en atractivo turístico, sin olvidar que facilitamos la movilidad peatonal y de quienes tienen algún tipo de diversidad funcional”, ha remarcado el alcalde. En la actualidad, el acerado de la fachada oeste de la iglesia de San Román presenta diversas rasantes que, en su confluencia con la vía habilitada para la circulación de los vehículos, inducen a la confusión tanto a peatones como a conductores, además de dificultar el tránsito a las personas con movilidad reducida.


El proyecto prevé, por tanto, modificar el acerado y recrecerlo con una sola rasante cuya cota la marca la propia iglesia, eliminando el carril interior que existía hasta las puertas del templo y delimitando la parte peatonal de la asignada al tráfico rodado con bordillo. La anchura, pendiente y señalización se está realizando conforme a la normativa de accesibilidad universal y se plantarán, asimismo, dos sophoras japónicas piramidales, de forma que esta plaza tendrá por primera vez arbolado. El acerado se ejecuta con solera de hormigón y el adoquín es de granito. Los pasos de cebra rebajados permitirán transitar sin obstáculos para quienes acceden por la calle Matahacas y se dirigen hacia Enladrillada.