La Guardia Civil desarticula un grupo criminal dedicado al contrabando de tabaco en Lora del Río

​Se han detenido a ocho personas, incautado más de 60.000 euros en efectivo, más de 6.000 cajetillas, joyas, móviles y equipos informáticos
|

En el mes de marzo de 2017 se inicia una investigación en torno a una serie de personas, residentes en la localidad de Lora del Río, de las cuales se tiene conocimiento que pudieran estar participando en la venta de tabaco de contrabando en los distintos establecimientos públicos, quioscos de golosinas y bares, que regentan. Dada la preocupación y trascendencia social que tienen los hechos investigados, por parte de agentes de investigación del Puesto Principal de Lora del Río, se inicia la denominada operación Chaga.


TABACO LORA



Una vez identificados los objetivos, se realiza un detallado informe patrimonial de los mismos, en el que se evidencia un complicado entramado por el que supuestamente se estaría cometiendo un delito de Blanqueo de Capitales. Tras una intensa investigación que se lleva a cabo durante algo más de un año, se configura una extensa Organización Criminal dedicada a la venta y distribución de tabaco de contrabando, siendo los distribuidores residentes en la provincia de Córdoba, los cuales se trasladan a la localidad de Lora del Río para repartir el tabaco entre los quioscos y bares. Este tabaco se encontraría en almacenes situados en la provincia de Córdoba, donde acumulan el mismo, procedente de Gibraltar y Andorra.



Cuando se consideró que obraban suficientes evidencias para la imputación de delitos de Contrabando de Tabaco, Blanqueo de Capitales y pertenencia a Organización Criminal, se solicitó al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número dos de los de Lora del Río (Sevilla), que entiende del asunto, las entradas y registros correspondientes a varios de los investigados. De las mismas resultan ocho personas detenidas y la intervención de: dos vehículos tipo turismo, 63.715 euros en metálico, 6.363 cajetillas de tabaco de contrabando de diferentes marcas con un valor de 29.900 euros, diversas joyas y piezas de oro, diez teléfonos móviles, dos ordenadores portátiles y dos tablets. Todos los detenidos, junto con las diligencias, han sido puesto a disposición judicial.