Tres mil trabajadores de AMAyA reclaman en la capital un convenio digno y subidas salariales

Los bomberos forestales se juegan la vida cada verano combatiendo los incendios por salarios mileuristas
|


Foto CCOO


Tres mil trabajadores y trabajadoras de la Agencia de Medio Ambiente y Agua de Andalucía (AMAyA), en su mayoría bomberos forestales, se han manifestado ayer por las calles del centro de Sevilla para reclamar mejoras salariales y un convenio colectivo digno. CCOO y los trabajadores y trabajadoras han exigido una subida salarial, una jornada de 35 horas, la recuperación de la antigüedad, un catálogo de puestos real, concreto y transparente, la mejora de la conciliación familiar con cuadrantes, turnos, permisos vacaciones, la equiparación de derechos con el resto de empleados y empleadas de la Junta de Andalucía, la adecuación presupuestaria al dispositivo Infoca, la recuperación de los derechos laborales, la segunda actividad de los bomberos y se han posicionado en contra de la libre designación de los puestos de trabajo.



El secretario general del Sindicato Provincial de Industria de CCOO de Sevilla, Juan Antonio Caravaca, ha subrayado que “los bomberos y bomberas forestales son en su mayoría mileuristas y se juegan la vida cada verano en nuestros montes combatiendo el fuego”. A pesar de ello “son tratados como trabajadores y trabajadoras de tercera categoría y tienen los ingresos más cortos del conjunto de la agencia, con una congelación de salarios y condiciones desde hace ya al menos cuatro años”.



Según Caravaca, “hoy hemos dado el pistoletazo de salida de las movilizaciones de estos trabajadores y trabajadoras para conseguir un convenio colectivo digno para estos trabajadores y trabajadoras”. La manifestación de los trabajadores y trabajadoras ha partido de Plaza Nueva y ha terminado frente al Palacio de San Telmo, donde han exigido a la Junta de Andalucía y a su Consejería de Medio Ambiente la firma de un convenio que dignifique la labor de estos y estas profesionales.